Almagro: Detenidos en la oficina de correos una banda que cometía fraudes por internet

Almagro Detenidos en la oficina de correos a una banda que cometía fraudes por internet
(fotografía: Ángel Valencia)

Agentes de la brigada de Policía Judicial de la Policía Nacional de Ciudad Real detuvieron el pasado lunes en la oficina de Correos de Almagro a cinco personas, cuatro hombres y una mujer, presuntamente relacionadas con una estafa de venta de productos por Internet. El resto, hasta ocho detenidos, son vecinos de Almagro, Bolaños y Daimiel.

Almagro Noticias.- La Policía Nacional ha detenido entre las poblaciones de Almagro, Bolaños y Daimiel a ocho personas como integrantes de un grupo criminal organizado que, al parecer, se dedicaba a cometer fraudes y estafas por internet desde 2013 y que había insertado en la red 4.463 anuncios trampa.

Los detenidos tienen edades comprendidas entre los 20 y los 35 años, son vecinos de estas localidades y todos ellos tienen distintos antecedentes policiales, por motivos como estafas, robo con fuerza, malos tratos, sustracción de vehículos, falsedad documental, usurpación de estado civil o conducir sin licencia de conducción.

La Delegación del Gobierno de Castilla-La Mancha ha informado en un comunicado de que en junio, la Comisaría de Policía Nacional de Albacete inició una investigación por la comisión de al menos 124 desde finales de 2013 hasta la actualidad, a través de internet.

Los hechos, similares o idénticos, consistían en la compraventa de artículos tecnológicos o de otro tipo, anunciados en internet, por los cuales las víctimas mostraban interés en su compra.

Tras los contactos pertinentes entre víctimas y malhechores para cerrar la operación, los primeros pagaban los importes pactados sin que jamás recibieran el producto o, en su caso, recibían un paquete con una botella de agua, arena, un frasco de colonia vacío o cualquier otro objeto o artículo sin ningún valor, tras lo cual desaparecía el estafador.

El análisis de la documentación aportada por las más de 124 víctimas que habían denunciado en distintos puntos del país marcó el punto de partida para las indagaciones, lo que permitió averiguar que detrás de los hechos denunciados había elementos comunes.

Se pudo averiguar que los paquetes fraudulentos procedían de las oficinas de correos de las localidades ciudadrealeñas de Bolaños de Calatrava y Almagro, y los datos del remitente eran de diferentes personas, aunque se repetían.

Además se comprobó que los ocho remitentes habían recibido de 224 giros postales por un importe de más de 67.000 euros.

El avance de la investigación acreditó que los miembros del grupo utilizaban indistintamente las identidades de los demás para ampliar la cobertura criminal y rentabilizar los anuncios demorando ser descubiertos, del mismo modo que también compartían 21 cuentas bancarias y 63 teléfonos móviles.

También utilizaban identidades de otras personas que nada tienen que ver con los hechos y algunas conocidas, que eran compensadas.

Este grupo criminal ha operado sin interrupción desde noviembre de 2013 y había acentuado su actividad durante el 2015.

De hecho, la estafa por internet se convirtió en el modo de vida de este grupo criminal formado por cinco mujeres y tres hombres, con diferentes relaciones de parentesco, lo que les confiere cohesión, estabilidad y continuidad en el tiempo.

La investigación ha permitido localizar más 4.400 anuncios fraudulentos, que los detenidos tenían insertados en distintas webs de anuncios clasificados, que les habrían supuesto un botín que podría superar los 200.000 euros.

La operación ha sido ejecutada por agentes de las Comisarías de Albacete y Ciudad Real.

De los detenidos, tres fueron interceptados cuando se disponían a enviar cinco paquetes que simulaban contener vídeo consolas y también se recuperaron cuatro paquetes fraudulentos que ya habían sido depositados en la oficina de correos, por importes cada uno de 350 euros.

Otros dos miembros fueron detenidos tres horas después cuando se disponían a cobrar dos giros postales de 180 y 50 euros, y los restantes fueron apresados en las inmediaciones de sus domicilios de Bolaños de Calatrava y Daimiel.

En los cuatro registros domiciliarios se ha localizado útiles para cometer el delito, numerosos impresos de envíos postales por Correos, cinco paquetes preparados para ser enviados, papel de envoltorio, cinta adhesiva, cajas vacías para envíos futuros, dinero, cinco teléfonos móviles y un ordenador portátil.

Publicidad
cartel cena fin de año señorio rosalva 770